Lourdes Cabeza, trabajadora y funcionaria del Ayuntamiento de Puerto Real, ha visto como en unos días ha tenido que cambiar su puesto de trabajo durante los casi últimos 20 años, en una decisión que no ha gustado nada al Comité de Empresa del Ayuntamiento. 

Los trabajadores del Consistorio que acudieron al acto, lo hicieron con folios con la cara de Lourdes Cabeza, y algunos incluso con la boca tapada, en señal de protesta por el cambio de puesto de trabajo. Algo sobre lo que se pronunció también David Albiach, Presidente del Comité de Empresa del Ayuntamiento de Puerto Real.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

20140620 – PRH – Declaraciones Lourdes by Befirstsc on Mixcloud

“A mí me comunicaron el viernes, día 13, me llamaron el Jefe de Personal, el Jefe del Gabinete de Alcaldía y el señor Ayuso, como Delegado de Personal, y me comunicaron que necesitaban en la Unidad Administrativa de Contratación, una persona para echarles una mano, porque había una carga de trabajo muy grande, y que pensaban que yo daba el perfil perfecto para ocupar ese puesto. Yo les comenté que, para cuánto era y durante cuánto tiempo, que estaba dispuesta a echar una mano si hacía falta en algún sitio a la vez de seguir llevando todas mis funciones como técnico de actividades en Alcaldía. Me dijeron que era temporal, no me podían decir por el tiempo que era, y que tenía que incorporarme el lunes siguiente, y esto me lo comunican a las dos de la tarde del viernes”, aclara Cabeza sobre cómo se enteró de la noticia.

“Entonces le pregunté si esto era obligatorio o si yo podía informarme de si a un funcionario o a un trabajador nos pueden mover de un sitio a otro, de un día para otro. Me dijeron que había dos maneras de hacerlo, de forma normalizada o complicando las cosas. Yo me informé durante el fin de semana, y me dijeron que hasta que a mí no me llegue un decreto en el que se me obligue a irme a otro sitio no lo hacía. He estado esperando el decreto, me llegó el miércoles a las tres de la tarde, y ayer me incorporé a mi nuevo centro de trabajo”, añade.

Lourdes, quien consiguió su plaza en el año 1984 a través de un examen que “hacían en aquella época” con varias chicas más de Puerto Real. “Me hicieron unas pruebas, unas entrevistas y conseguí la plaza -de sustitución maternal-. Durante cuatro o cinco años me van llamando para ir supliéndola, de ahí surge un año de contrato como ayudante del Secretario del Alcalde en aquel momento, el señor Barroso, y entonces me hacen un contrato, luego sale una plaza por concurso, y como llevaba tres años trabajando en el Ayuntamiento, pues la saco de Auxiliar-Telefonista”, prosigue antes de desvelar el puesto que ostenta desde este pasado jueves.

“Auxiliar administrativo para fotocopiar y archivar”, es al puesto que ha sido designada Lourdes, quien ocupaba el puesto de Técnico de Actividades en Alcaldía. “Hay un informe que ha admitido el jefe de la unidad de contratación, solicitando a alguien para que refuerce la plantilla de esa unidad, con un perfil muy concreto que el señor Ayuso me dice que es el mío. Entonces, yo considero que no es el mío y el Comité me apoya en que no es el mío y que no es la forma de quitar a un funcionario o a un trabajador de un lugar a otro”, continúa.

“Me está asesorando un familiar que es letrado, yo quiero volver a mi puesto de trabajo o que se justifique por qué me quitan de un día para otro tras haber sido una persona de apoyo a los cargos de confianza para cuatro alcaldes distintos. He pasado por cuatro alcaldes, la señora Peinado es la última alcaldesa con la que estoy y jamás ha habido una queja de mi trabajo”, afirma Lourdes, quien no sabe el por qué de su traslado o de si este se produjo por participar en una Asamblea General, según el propio David Albiach.

“Yo no lo sé, ellos no me lo han dicho a mí así, yo he participado como cualquier trabajador y como cualquier persona libre que puede asistir, en su tiempo libre del trabajo a una asamblea y a una manifestación que estaba autorizada por la Subdelegación del Gobierno. Yo no he hecho nada, ni yo he insultado a los políticos ni yo he hecho nada fuera de los cauces normales que permite la ley a un ciudadano normal y corriente”, finalizó.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD