Ecologistas en Acción publicó a finales del mes de Mayo su estudio sobre Banderas Negras 2017, en el que Puerto Real vuelve a ser protagonista de forma negativa.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Catorce banderas negras y nueve puntos negros constituyen este informe elaborado por Ecologistas en Acción este año, en el que La Villa acumula un punto negro en su EDAR (Depuradora) por segundo año consecutivo.

En dicho informe, Ecologistas en Acción informa que el 42% de las depuradoras de la provincia de Cádiz incumple la normativa que regula el tratamiento de aguas residuales. Las Estaciones Depuradoras de Aguas Residuales (EDARs) de Sanlúcar de Barrameda, El Puerto de Santa María, Puerto Real, Roche y San  Roque, se encuentran entre las peores de Andalucía.

Las analíticas de las estaciones depuradoras de aguas residuales han sido suministradas por la Delegación Provincial de Medio Ambiente, con resultados muy dispares en cuanto a la calidad del efluente y varios casos de mal funcionamiento de la instalación de saneamiento. Desde el 1 de enero de 2.006 los municipios con más 1.500 habitantes tienen obligación legal de depurar sus aguas residuales.

En ocho municipios las depuradoras funcionan muy mal, infringiendo de manera continuada el Real Decreto 509/1996 de depuración de aguas residuales urbanas y contaminando el litoral: Sanlúcar, El Puerto de Santa María, Puerto Real, Roche, Vejer, Barbate, Los Barrios, San Roque y San Enrique Guadiaro.

Diez años de espera

“La depuradora de aguas residuales de Puerto Real/Trocadero es de las más antiguas de la provincia de Cádiz. Se construyó en 1982 y actualmente está completamente obsoleta. Se localiza en la Barriada de Río San Pedro, vertiendo las aguas depuradas en la desembocadura del río San Pedro, al final del Caño de la Cortadura”, señalan en el Informe los Ecologistas.

“La EDAR trata las aguas residuales urbanas generadas en Puerto Real, cuya población es de más 41.000 habitantes, y las aguas residuales originadas en los polígonos industriales El Trocadero y Río San Pedro. Se sitúa en el entorno del Parque Natural Bahía de Cádiz y tanto las aguas del río San Pedro (un caño mareal en realidad), como las aledañas de la Bahía, están catalogadas como ‘zonas sensibles’ por el Decreto 204/2005 de 27 de septiembre, por la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía. Es cierto que el punto de vertido está a dos Km. de distancia, alejado de la playa del Río San Pedro, en el Bajo de La Cabezuela, por lo que no tiene incidencia en la salubridad de los bañistas”, añaden.

“La situación actual de la EDAR es pésima. La depuradora está desfasada y ha sobrepasado su vida útil. Los vertidos de aguas residuales incumplen muy a menudo los máximos valores permitidos, vertiendo al medio receptor agua contaminada con efectos nocivos sobre el medio ambiente y la salud humana”, explican.

En la actualidad, la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía sacó a concurso público la redacción del proyecto de la nueva depuradora de Puerto Real, después de haberse comprometido hace más de 10 años en invertir más de dos millones de euros en la EDAR y no haberse cumplido.

Alerta puesta en la realimentación de playas

Uno de los puntos negativos que Ecologistas en Acción ha visto nuevos para la elaboración de este informe reside en un hecho que se produce, además de en otras playas, en Puerto Real, y que no es otro que la “errónea y despilfarradora política de realimentar con arena las playas”.

Un hecho que ocurre con frecuencia en las playas de La Cachucha y La Ministra.

Por otro lado, Ecologistas en Acción celebra la sentencia del Tribunal Supremo con respecto al tema de Las Aletas, ya que lo consideran una oportunidad para la recuperación medioambiental de la zona.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD