La factoría de Navantia en Puerto Real no podrá construir ni el quinto ni el sexto petrolero Suezmax. Una noticia que ha sentado como un jarro de agua fría en las instalaciones puertorrealeñas y que confirmaron medios provinciales como La Voz de Cádiz y la Cadena SER.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

“Esto significa que en el mes de junio se estará de nuevo despidiendo a personal de las empresas auxiliares y entrar de nuevo en una época de más de un año de paro en la factoría. El quinto hubiera sido la única solución para la debacle que puede venir. Es un momento delicado”, señaló Antonio Noria, presidente del Comité de Empresa de Navantia en Puerto Real.

“Los cuatro Suezmax han dado de trabajo una media de 2.500 trabajadores dentro de la factoría, más el trabajo indefinido que genera en la comarca. La situación social no la tienen en cuenta nunca. Lo importante es la negociación del plan industrial y ver a qué se va a dedicar astilleros de Puerto Real, ya que está más que visto que la dirección de Navantia y la SEPI no quieren saber nada de la construcción naval civil”, añade.

En este sentido, Navantia y SEPI tienen un problema en cuanto al bajo precio de construcción que impone el socio estratégico de Navantia en este contrato, el astillero surcoreano de Daewoo, hace inviable extender la producción a nuevas unidades. Así, parece que la naviera española que dirige Esteban García Vilasánchez apostará más por la construcción militar y su reconversión que en la construcción civil.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD