“Sensaciones encontradas” en la reunión entre el Mº de Hacienda y el Ayto. de Puerto Real


Antonio Romero, Alcalde de Puerto Real, y Mayte Sánchez, Concejala de Participación Ciudadana, en rueda de prensa.

El Ayuntamiento de Puerto Real, con Antonio Romero, Alcalde, al frente, se presentó en Madrid este lunes en la sede del Ministerio del Hacienda para tratar el tema de los Presupuestos de 2016 y las imposiciones del Gobierno para aprobarlos.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

El Ayuntamiento de Puerto Real sigue trabajando para obtener los Presupuestos de 2016. Unos Presupuestos cuya aprobación estaba supeditada a los famosos catorce puntos de obligado cumplimiento enviados por el Ministerio de Hacienda.

Como recordarán, Puerto Real Hoy adelantó el pasado mes de Agosto que el Ministerio había dado su informe favorable a los Presupuestos Generales de 2016, pero con “peros”. Entre ellos se encontraban catorce medidas leoninas que obligaban al Ayuntamiento de Puerto Real a más recortes y esfuerzos económicos.

Algo para lo que el Consistorio pidió una reunión urgente con la Subdirección General del Ministerio. Una fecha que tenía como punto de encuentro este lunes, y hasta Madrid se trasladaron los dos interventores municipales; la Concejal de Hacienda, Fátima Pontones; la Concejala de Participación Ciudadana, Mayte Sánchez; y el Alcalde de Puerto Real, Antonio Romero.

Romero, en palabras a Puerto Real Hoy, calificó el encuentro como de “sensaciones encontradas”. En dicha cita, el Regidor puertorrealeño pidió sensibilidad al Ministerio en cuanto a las medidas, debido al trabajo realizado por el Consistorio desde su llegada en 2015.

“Hemos pedido cierta flexibilidad en las medidas justificándolo con el serio trabajo que estamos realizando desde nuestra entrada en el Gobierno, conscientes ambos lo mal que lo hicieron los gobiernos anteriores”, señalaba Romero.

Sin embargo, el Alcalde de Puerto Real era franco al hablar de que “no traemos ningún acuerdo”. Sin embargo, una salida se ve al final del túnel. Una solución en forma de “hoja de ruta basada en un informe de alegaciones, en los que reflejamos por escrito lo propuesto en la reunión y un borrador del Presupuesto de 2016 teniendo en cuenta las salvedades que nos marcan y nuestros propios criterios”, añadía.

Alegaciones previsibles

Antonio Romero quiso avanzar, con criterios técnicos, lo que el Ayuntamiento de Puerto Real podría estar dispuesto a llevar en sus alegaciones. Entre ellas destacan dos puntos importantes: el remanente de tesorería y la reducción del Capítulo II de los presupuestos.

En los catorce puntos enviados durante el verano, el Ministerio de Hacienda exigía al Ayuntamiento que debía “existir un saldo positivo en ingresos corrientes para dar cobertura al menos a un tercio del saldo negativo del RTGG (Remanente de Tesorería para Gastos Generales) y al saldo de acreedores por devolución de ingresos indebidos que arroje la liquidación presupuestaria de 2015”.

En otras palabras, esto supondría que el Ayuntamiento debería destinar 6 millones de euros de su actual presupuesto de 2016. “Se ha ido reduciendo estos años, incluso el PA lo redujo”, no tuvo problemas en comentar Romero, quien espera que esta medida se rebaje.

Para ello, el Consistorio sí que estaría dispuesto a cumplir otras medidas, como la de “reducir los gastos de funcionamiento en un 3%” en el Capítulo II de los Presupuestos de 2016. Algo que, según Romero, “podríamos llegar hasta el 5%”.

Sea como fuere, el Consistorio tendrá ahora que presentar sus alegaciones a estos catorce puntos, junto a un borrador de los Presupuestos de 2016, de los cuales habrá que esperar respuesta por parte del Ministerio de Hacienda.

Alegría por la ayuda de Diputación

Otro de los temas del día en el Ayuntamiento de Puerto Real ha sido la ayuda concedida dentro del Plan de Invierte 2016 de la Diputación de Cádiz, y que tiene una cuantía de 340.000€.

“Es una gran noticia”, aseguraba Romero, ausente en dicho encuentro y sustituido por Iván Canca. Ahora, el Regidor puertorrealeño confirmó a este medio que, este martes, se reunirán de urgencia para tratar este asunto, ya que “las primeras certificaciones tienen que estar antes del 31 de Diciembre”.

Esto supone que el Ayuntamiento de Puerto Real tendrá que decidir en qué se emplea dicha cuantía. Bien para una obra de alcance mayor o, por el contrario, para obras de carácter menor. “No sabemos si iremos a por algo grande o a por obras pequeñas”, explicaba.

Asimismo, también aseguró que, en función de lo que se decida este martes en la reunión urgente y de viabilidad con miembros del Equipo de Gobierno y técnicos municipales, se optará también, o no, por llevarlo por la vía de la participación ciudadana.

Por último, Romero quiso ser cauto y responsable con esta ayuda de la Diputación provincial. “Me alegro que la Diputación nos de, pero ahora hay que hacerlo seriamente para que luego no nos cueste dinero”, finalizó.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Previous Polémica entre el PA e Iván Canca sobre el Plan Invierte 2016
Next Diputación mejorará la señalización en la CA-3113 en Puerto Real