El viernes 23 de agosto se desarrollaría la hasta ahora última conferencia del programa denominado “Encuentros con la Historia”, dedicado este año 2019 al V Centenario de la I Vuelta al Mundo”, actividad que tendría lugar en el Centro Cultural “Iglesia de San José”, sede habitual de este programa, a las ocho de la tarde.

La coordinación del Ciclo de “Encuentros con la Historia” en su convocatoria de este año 2019, organizado por el Ateneo Literario de Puerto Real y dedicado a la Conmemoración del V Centenario de la I Vuelta al Mundo (1519-1522 / 2019-2022), corre a cargo de quien suscribe estos párrafos, miembro de la directiva del Ateneo portorrealeño como vocal de Historia de la misma.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

El ciclo se articula en torno a una conferencia por trimestre del año, siendo que la ponencia del primer trimestre de 2019 estuvo a cargo del coordinador de la actividad, quien trató sobre el tema “La 1ª Vuelta al Mundo, claves desde la desembocadura del Guadalquivir”; esta ponencia se impartió en el Centro Cultural “Iglesia de San José”, el día uno de febrero de 2019.

La conferencia del segundo trimestre fue responsabilidad del marino y divulgador -también portorreleño- Francisco Pérez Aguilar, quien habló sobre el tema “Magallanes y Elcano, dos marinos para la Historia”, también en el antedicho Centro Cultural “Iglesia de San José”, el día cuatro de abril del presente año.

La ponencia de este pasado viernes 23 (que corresponde al tercer trimestre del año en curso) correría a cargo del doctor en Historia Jesús Vegazo Palacios, historiador, investigador y profesor sanluqueño, y llevaría por título el de “Maximiliano Transilvano y el relato del Viaje a las Islas de la Especiería”.

En la referida conferencia, este investigador sanluqueño nos acercó al impacto de la Primera Circunnavegación en la Geografía y la Cartografía así como en las mentalidades de la época, explicando cómo los descubrimientos geográficos de finales del siglo XV y comienzos del XVI -y entre ellos muy especialmente la proeza de la Vuelta al Mundo- fueron determinantes para cambiar y mejorar las concepciones geográficas de la Humanidad al abrir las perspectivas de los científicos y estudiosos de aquellos momentos históricos.

Como sabemos, el programa de “Encuentros la Historia” se dedica este año al V Centenario de la I Vuelta al Mundo”, y es una iniciativa del Ateneo de nuestra ciudad en la que participa el Ayuntamiento de Puerto Real, un programa que desde el año 2017 viene tratando de acercar distintos aspectos de la Historia al gran público desde una mirada didáctica y pedagógica, con un tono divulgativo, aunando investigación y divulgación y primando la socialización del conocimiento, este año en curso centrando su interés en lo relativo a la I Vuelta al Mundo, un hecho determinante de la Historia de la Humanidad que tuvo en Sanlúcar de Barrameda su comienzo el 20 de septiembre de 1519 y su culminación el 6 de septiembre de 1522, siendo de este modo dicha ciudad gaditana -tal y como lo señala expresamente el cronista de la aventura de Magallanes y Elcano, el italiano Antonio Pigafetta- el alfa y omega de la Primera Circunnavegación del planeta.

El pasado viernes 23 de agosto -como señalamos- celebraría este programa divulgativo su cita con el calendario cultural del verano portorrealeño en el Centro Cultural “Iglesia de San José” (sede habitual de las actividades de dicho programa) a las 20:00 horas, en una sesión de acceso libre y gratuito (hasta completar aforo), siendo que como es habitual la sala recibiría al público congregado en esta ocasión, fiel a su cita con la Historia.

El ponente desarrollaría una brillante exposición, planteando ante los asistentes a la conferencia algunas de las claves de la cartografía de la época así como los puntos esenciales del perfil del protagonista de la ponencia, Maximilian von Siebebürgen, también conocido como Maximiliano Transilvano, un eminente intelectual y humanista contemporáneo de la Primera Circunnavegación, personaje de origen aún objeto de controversia que alcanzaría puestos de altísima responsabilidad al servicio del César Carlos V, en el seno de la administración imperial a lo largo de los primeros decenios del -ya tan remoto en el tiempo- siglo XVI.

Como señalaría el conferenciante, son varias las regiones de Europa que se disputan el honor de ser la patria de este destacado humanista, de modo que Transilvano podría haber nacido ya en Bélgica (en Bruselas concretamente, dado que a veces firmaba sus textos como “Brusselensis”), ya en Alemania, ya en Transilvania (en la actual Rumanía).

Igualmente oscuros serían (de acuerdo con la Historiografía al uso) los orígenes familiares del personaje: en este sentido el profesor Vegazo señaló cómo sus padres podían ser unos comerciantes flamencos, o incluso que la paternidad de Transilvano podía deberse a un cardenal alemán a cuyo servicio estuvo este insigne personaje.

Transilvano sería responsable de una pesquisa, a instancias del emperador Carlos V, sobre el Viaje una vez culminado el mismo, interrogando para ello y en el contexto de dicha investigación oficial a varios de los escasos supervivientes de la aventura de la Primera Circunnavegación, como Hernando de Bustamante, el griego Francisco Albo (autor del derrotero de la misma), o el mismísimo comandante de la Expedición que arribaría a las playas de Sanlúcar de Barrameda al mando de la nao Victoria, el vasco Juan Sebastián de Elcano.

A resultas de esta pesquisa, Transilvano (von Siebebürgen) redactaría un trabajo sobre la Circunnavegación, un estudio titulado “De Moluccis Insulis”, que recogería una crónica (si bien no de primera mano, sino construida sobre lo señalado por Pigafetta, de una parte, y por lo expuesto por Bustamente, Albo y Elcano ante la pesquisa del secretario imperial von Siebebürgen

La conferencia del profesor Vegazo revelaría aspectos enteramente desconocidos sobre el conocimiento cartográfico de la Europa de la época, mucho más profundo de lo que traduce la Historiografía tradicional, presentando cuestiones inéditas y sustanciosos avances fruto de su investigación, como el conocimiento que se tenía sobre el océano Pacífico antes de 1513 y el “descubrimiento” del mismo por Vasco Núñez de Balboa.

El Dr. Vegazo presentó en su ágil disertación el panorama de un mundo muy colorido, plagado de espías, en el que las distintas potencias europeas (caso de Portugal y España) trataban de engañarse continuamente, sosteniendo tupidas redes de espionaje y manteniendo ocultos sus canales de información así como los avances del conocimiento cartográfico, esencial para las exploraciones oceánicas y la geoestrategia del momento; el ponente trazó asimismo un magistral panorama de los horizontes ideológicos de la época en relación con el texto de Transilvano, donde se plasman, y con la realidad de un mundo en ebullición como es el de la transición de la Edad Media a la Modernidad.

Su ponencia suscitó un gran interés del público que formuló numerosas preguntas al conferenciante en el turno de palabra final de la actividad.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD