Carlos Salguero: “La operación de cesión de crédito de Zona Franca por las deudas de Epsuvi no supone ningún perjuicio económico ni financiero para GEN”


El Ayuntamiento, a través del primer teniente de alcaldesa, Carlos Salguero, ha querido salir al paso de las acusaciones realizadas por el principal grupo de la oposición, Adelante Puerto Real, en una de las operaciones ligadas a la solución encontrada para rescatar la zona de Entrevías y permitir así la construcción de un espacio comercial y que el Puerto Real CF tenga su campo de fútbol.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Para Salguero, “está claro que el único propósito que parece tener Adelante Puerto Real (IU-Unidas Podemos) es torpedear las soluciones que este gobierno local está encontrando a los problemas que durante años generaron gobiernos municipales, encabezados muchos años por Izquierda Unida y que Podemos no supo solventar cuando ocupó la Alcaldía”.

Después de que Adelante Puerto Real (IU-Unidas Podemos) haya acusado al gobierno local de perjudicar a GEN, al entender que se produce la descapitalización de una empresa pública y apunte que estudia iniciar acciones legales, Salguero recuerda que “tal y como quedó acreditado en el Consejo de Administración de GEN, la operación de cesión de crédito de Zona Franca por deudas de EPSUVI, no supone ningún perjuicio económico ni financiero para la sociedad”.

Así, explica que “no existe perjuicio económico, más bien lo contrario, pues la mayoría de los activos entregados en compensación no le generan ingresos a GEN. De hecho, los mismos nada tienen que ver con la actividad propia de la sociedad, y generan gastos vía impuestos y mantenimientos. Incluso, el resultado económico del edificio de oficinas -diferencia de ingresos y gastos- ha resultado, hasta la fecha, deficitario”.

Precisamente, desde el Ayuntamiento se recuerda que la mayoría de estos activos pasaron a las empresas municipales al objeto de que sirvieran como garantía para endeudarse y, con ello, pagar deudas municipales (en el caso de GEN, con su creación, una deuda municipal por recibos de luz de entorno a los dos millones de euros), o bien, para afrontar inversiones (alumbrado público municipal) que no eran posible acometer por el propio Ayuntamiento, debido a la situación económica y financiera a la que fue llevada durante esos años.

Por otro lado, el portavoz del gobierno local manifiesta que “en esta operación tampoco existe perjuicio financiero, por cuanto no provoca salidas de fondos ni para el GEN ni para el Ayuntamiento”.

La aceptación por parte de Zona Franca del pago en especie ha permitido liquidar una deuda sin requerir a la tesorería municipal, “algo que no ha sido posible desgraciadamente por otras de las deudas que han aparecido en forma de sentencia condenatoria para el Ayuntamiento por otros de los flecos heredados de la gestión de Entrevías, como el pago de más de 1,5 millones de euros a ADIF a la que, curiosamente, se le prometieron derechos edificatorios residenciales como compensación a su participación en el espacio de Entrevías”.

Carlos Salguero reseña que “al igual que con ADIF, en el caso de Zona Franca mienten los representantes de IU-Unidas Podemos, pues no se le entrega bienes a cambio de una edificabilidad comercial -que por otra parte estarían valoradas en dos momentos muy diferentes en el tiempo-, ya que Zona Franca, que por cierto es una entidad pública y no un privado ávido de negocios y plusvalías, ya renunció a ello ante el incumplimiento sistemático y continuo del acuerdo inicial, sino que se le compensa por cesión de crédito: por una deuda de 3,5 millones de euros que Zona Franca abonó a EPSUVI en 2007”.

Sobre este aspecto, indica que “ahora se ha acordado liquidar solo el principal, 15 años después, pero que en caso de impago hubiera provocado, al igual que con ADIF, una demanda por un importe muy superior, al sumar intereses de demora, que hubieran situado la deuda total entorno a los seis millones de euros a interés legal”.

En este contexto, desde el gobierno municipal del PSOE se considera que “parece evidente que lo que buscan los actuales representantes del partido que gobernaba cuando se generó esta terrible problemática es desactivar y reventar a toda costa una operación excepcionalmente positiva para Puerto Real, pues sencillamente les sonroja el daño ocasionado y les fastidia que ahora se le esté dando la solución definitiva. Hasta ahora el equipo de gobierno no había recibido ninguna propuesta viable al respecto y si las tienen y eran tan factibles ¿por qué no las ejecutaron cuando gobernaron?”.

De hecho, respecto al supuesto efecto patrimonial sobre GEN de la operación que denuncian, Salguero reseña que “resulta sorprendente y sonrojante las dudas que manifiestan los representantes de IU y Podemos sobre la garantía que ofrece EPSUVI por la deuda asumida por GEN. Dichas garantías, efectivamente, corresponden a viviendas sociales. Los citados representantes, desde una visión u opinión más propia de un fondo de inversión o fondo buitre, cuestionan su validez por la calidad de los activos y su aparente baja rentabilidad debido al alto impago que presentan sus arrendamientos sociales. Parece como si EPSUVI engañara a GEN, ambos medios propios del Ayuntamiento y de capital íntegramente municipal, garantizando la deuda con activos tóxicos, en una terminología impropia de una operación entre entidades públicas”.

Para aclarar este punto, el delegado municipal advierte de que “debe tenerse en cuenta que la responsabilidad de impago debería recaer sobre el Ayuntamiento pues EPSUVI es un simple gestor de dichas viviendas sociales y, por tanto, los arrendamientos directa o indirectamente deberían ser cobrados por EPSUVI. En segundo lugar, esta operación viene además a garantizar la gestión pública de las viviendas sociales en manos de EPSUVI y es seguro que los actuales inquilinos se sentirán más tranquilos con la gestión pública, sea EPSUVI o GEN, que en manos de un liquidador obsesionado con la rentabilidad de sus viviendas. Con esta operación se eliminaría la práctica totalidad de deuda externa que presenta EPSUVI y que le impide a la fecha operar con normalidad”.

Finalmente, el equipo de gobierno reitera que “estamos ante una operación que reducirá la deuda municipal en unos 50 millones de euros, que hará que se retiren demandas contra el Ayuntamiento por incumplimientos de contrato. Siendo extraordinariamente positivos los efectos económicos del mismo para las arcas municipales, no puede obviarse el hecho de que con el acuerdo se activa el proyecto Entrevías-Sancho Dávila, algo que muchos creían imposible, pero sobre el que este equipo de gobierno ha venido trabajando sin descanso, con optimismo y que culminará atrayendo inversión adicional, creando un futuro espacio comercial, que creará empleo e ingresos para la localidad; que conseguirá activar la promoción residencial en el Sancho-Dávila, con gran peso para la vivienda protegida; que facilitará al Puerto Real, CF su saneamiento económico y el poder contar con una espacio deportivo propio y que creará un nuevo espacio estructurante en la ciudad con los accesos al espacio comercial proyectado”.

FUENTE: Ayto. de Puerto Real

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Previous El consorcio SimbioPark podrá ejecutar la segunda fase de su proyecto sobre circularidad en entornos industriales
Next Unanimidad para adjudicar las obras de renovación del alumbrado público exterior de Puerto Real

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.