La Casa Consistorial de Puerto Real celebró ayer una sesión extraordinaria y urgente del Pleno Municipal convocada para intentar solucionar la problemática surgida a raíz de la eliminación del transporte escolar en zonas rurales desde hace una semana.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Además de la ratificación de la convocatoria y la creación de una mesa de trabajo con todas las partes implicadas para solventar el problema, el grueso del pleno se centró en el punto 2º del orden del día, “Aprobación de las medidas necesarias de manera urgente por parte del Equipo de Gobierno, para que el alumnado de las zonas rurales afectado por el informe negativo que suprime las paradas de autobús, pueda asistir con normalidad a clase”.

Un punto que se alargó hasta prácticamente las dos horas y que sin embargo, aunque finalmente fue aprobado por unanimidad, no dejó satisfecho a ninguna de las partes implicadas, ni equipo de gobierno, ni oposición, ni padres y madres afectados que poco a poco fueron abandonando el Salón de Plenos de Puerto Real ante las idas y venidas de argumentos entre unas posturas y otras, más enfocadas a “cuestiones de competencia” entre los organismos implicados o no, que a la solución inmediata que demandaban los afectados, con el fin de curso a la vuelta de la esquina.

20170525_pleno_mayo_jose_alfaro

Aunque sobre el papel, todos los partidos que conforman el Plenario Municipal tenían la misma intención, es cierto que durante momentos parecía prevalecer el discurso hermético y partidista antes que la solución del problema, algo que se pedía evitar en los turnos de palabra del público presente, que pedía una y otra vez “no politizar” la cuestión.

José Alfaro, portavoz de Izquierda Unida, Elena Amaya del PSOE y Jesús Plaza por parte del Grupo Municipal Andalucista comenzaron la ronda de propuestas e intervenciones, que también lanzaron desde el equipo de gobierno Tomás Sánchez y el propio Antonio Romero, que pedía “voluntad por todas las partes”.

Varias propuestas sobre la mesa

A pesar de lo desorganizado de la sesión, fueron saliendo a debate algunas propuestas, buscando, si no podía ser la reestructuración del servicio, alguna forma de no dejar a lo más de diez niños/as sin asistir a clases.

Una de las propuestas que expuso José Alfaro era que la Policía Local de Puerto Real escoltara el transporte de los alumnos hasta sus centros educativos si las paradas no cumplían las condiciones de seguridad tal y como consta en el informe –a pesar de que las mismas si son efectivas para le transporte urbano-, una posible solución que Romero no dudó en, dentro de sus posibilidades, hacerla efectiva.

20170525_pleno_mayo_antonio_romero_mayte_sanchez

Otra de las propuestas fue la que el Ayuntamiento hiciera las gestiones necesarias para poner en funcionamiento un servicio de taxis que hiciera las veces de transporte escolar durante el mes escaso de clases que quedan en el presente curso, puntualizando el portavoz de Izquierda Unida que aunque se arreglara el problema de forma temporal y provisional, había que sentar las bases para el curso que viene.

Por otra parte, el responsable de Educación, Tomás Sánchez, también informó que en el mediodía del jueves tendría lugar una reunión en Diputación a la que invitaba a asistir a la oposición y a los padres afectados, buscando que el organismo realizara los pertinentes trámites con el Consorcio de Transportes para volver a utilizar las paradas bajo la responsabilidad de la Delegación.

20170525_pleno_mayo_tomás_sanchez

Finalmente, tras superar las dos horas de sesión y con un Salón de Plenos mucho menos habitado que al principio de la misma, se aprobó por unanimidad “la aprobación de las medidas necesarias de manera urgente por parte del equipo de gobierno para que el alumnado de las zonas rurales puedan asistir con normalidad a clase”.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD