Diputación y CEI·MAR refuerzan su colaboración a favor de la conservación del chorlitejo patinegro en el litoral gaditano


El litoral de la provincia de Cádiz cuenta con algunas de las poblaciones de chorlitejo patinegro más importantes a nivel nacional. Sin embargo, el número de ejemplares de esta pequeña ave limícola se ha visto reducido considerablemente en los últimos diez años. Sólo en la Bahía de Cádiz, se ha registrado un descenso de más del 65 por ciento en la población reproductora, siguiendo así el proceso decreciente que está sufriendo a nivel mundial y que supone una importante amenaza para su conservación futura.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Son esta alarmante situación y la preocupación por el creciente impacto de las actividades recreativas y turísticas en sus zonas naturales de reproducción las razones que han llevado a la Diputación de Cádiz y la Fundación CEI·MAR a reforzar su colaboración para desarrollar acciones a favor de la conservación de esta especie en las costas gaditanas.

Así, continuando con las actividades emprendidas el año pasado, ambas instituciones han preparado una nueva campaña de acciones de difusión y sensibilización ciudadana que dará comienzo en las próximas semanas. Entre éstas, una nueva edición de la muestra itinerante sobre el chorlitejo patinegro, que se complementará con nuevos materiales audiovisuales e interactivos y que se expondrá en diversas localidades del litoral gaditano. También, y al margen de actividades de difusión en centros formativos, se realizará una acción formativa dirigida a agentes locales en la que, mediante contenidos teóricos y prácticos, tratará de hacerse frente a las amenazas predominantes en cada una de las áreas de estudio.

Estas se suman a la labor de apoyo y asesoramiento a los agentes locales, trabajo de campo y las investigaciones que continúa desarrollando el equipo científico de la Universidad de Cádiz para recopilar información, censar ejemplares, diagnosticar los principales impactos sobre las poblaciones de chorlitejo en la provincia y evaluar la adopción de medidas preliminares para tratar de revertir la situación.

Las actuaciones comenzaron el año pasado, en virtud de un convenio de colaboración entre ambas entidades que ha vuelto a materializarse en este ejercicio. El convenio para el desarrollo de la presente edición del proyecto ‘Diagnosis, plan de sensibilización y conservación de poblaciones reproductoras de chorlitejo patinegro (Charadius alexandrinus) en el litoral gaditano’, firmado por la presidenta de la Diputación, Irene García, y el rector de la Universidad de Cádiz, Francisco Piniella, recoge una ayuda de la Diputación por importe de 12.000 euros a favor de la Fundación CEI·MAR. El responsable científico del  proyecto será también, en esta ocasión, el profesor de la UCA, Alejandro Pérez Hurtado, responsable del Grupo de Conservación de Humedales Costeros de la Universidad de Cádiz y director de los Servicios Centrales de Investigación en Salinas, Salinas la Esperanza.

Con esta acción conjunta, las dos instituciones persiguen continuar el estudio de las poblaciones de chorlitejo en las playas gaditanas, conocer sus principales amenazas, sensibilizar a la ciudadanía sobre la necesidad de su conservación y vincular la importancia de la preservación del ecosistema con la conservación de ésta y el resto de especies de flora y fauna que habitan en la provincia de Cádiz. Todo ello, desde un doble enfoque científico y divulgativo, con el que se pretende generar conciencia e involucrar a la sociedad en el seguimiento de estas aves.

Según las principales conclusiones de los estudios realizados hasta el momento al amparo de esta colaboración entre la Diputación y la Fundación CEI·MAR, el litoral de Cádiz cuenta con 21 núcleos reproductores que albergan 300 parejas de chorlitejo patinegro. Los principales –más de 30 parejas- se encuentran en Rota, Tarifa y El Puerto de Santa María. También son importantes los de Barbate y San Fernando. La principal amenaza detectada en todo el litoral es la presencia de perros sueltos, aunque se han identificado otros impactos en cada zona, como la acción humana y la existencia de colonias de gatos.

La iniciativa por parte de la Diputación de Cádiz se encuadra en el Programa para la Gestión Costera de la provincia de Cádiz, puesto en marcha por el Área de Transición Ecológica y Desarrollo Urbano Sostenible para contribuir a la adaptación de las zonas costeras gaditanas al cambio climático.

FUENTE: Diputación de Cádiz

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Previous La sala de estudios del Centro Cívico Ciudad Abierta refuerza su horario de cara a la época de exámenes
Next El remanente de tesorería de Diputación se cifra en 54 millones de euros y confirma la capacidad de financiar nuevas inversiones

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.