Tras cumplir el pasado martes su 536 Aniversario, el Teatro Principal volvió a acoger el acto institucional por el Día de La Villa, un acto donde se homenajeó a diferentes personas e instituciones con un legado más que notable en la ciudad.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

En el primer acto público de Elena Amaya como nuevo alcaldesa de Puerto Real, fue precisamente la regidora de la ciudad quien comenzó abriendo esta conmemoración, dando paso a los homenajeados.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Lourdes Bernal y Manuel J. Izco fueron los encargados de exponer las trayectorias y vivencias de los premiados en este Día de La Villa, en un acto donde no faltaron emociones, sentimientos, recuerdos y buenos momentos.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

El primero de los homenajes fue para María Teresa Quintana Delgado, nombrada Hija Adoptiva de Puerto Real, siendo su hija quien recogía esta distinción haciendo además lectura del discurso que la propia “Maritere” escribió tras conocer el resultado de la votación que se ha llevado a cabo tanto de forma presencial como en la plataforma “Decide Puerto Real”.

Pedro Campos, uno de sus hijos, interpretó una sevillana compuesta por él mismo hacia su madre, en uno de los momentos más emotivos de la mañana, donde todo el Teatro Principal recordó a su Hija Adoptiva.

El siguiente reconocimiento fue para el médico José López Sánchez, Hijo Predilecto de Puerto Real, al que acompañó en un bonito homenaje su hijo con unas afectivas palabras.

A título póstumo recibió el título de Hija Predilecta de Puerto Real la poeta Andrea Campos, siendo su nieta quien recogiera tal galardón, recordando la figura de su abuela.

El también médico Juan Antonio Monís fue el siguiente en recibir su título como Hijo Predilecto, siendo su hija quien brindaría a su padre un fantástico baile sobre el escenario del Teatro Principal.

Ana Mª García, “Anichi la del Guardacampos”, también fue elegida como Hija Predilecta de Puerto Real, siendo sus hijas y nieto los que recogían esta distinción. Precisamente su nieto recordaba la figura de su abuela con unos versos que Antonio Muro le dedicó; siendo una de sus numerosas alumnas la que brindó homenaje a la figura de “Anichi” representando sobre las tablas del Teatro un Tanguillo de Cádiz.

Tras las distinciones individuales, la Hermandad de La Borriquita recibió la Medalla de La Villa en el año de su 75º Aniversario Fundacional, un reconocimiento que fue entregado a su Hermano Mayor Francisco Domínguez Rivero.

Como punto final se procedió a la foto de familia con los homenajeados y la Corporación Municipal, cerrando el Día de La Villa 2019.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD