El Campus de Los Peñascales, propiedad de la SEPI, ha servido para que durante el pasado miércoles y jueves la representación sindical de los trabajadores de Navantia en toda España volvieran a sentarse en la mesa con la compañía para seguir acercando posturas en cuanto al convenio colectivo único y al Plan Industrial 2018-2022.

La pasada semana, los trabajadores seguían mostrando la postura “insuficiente” ante lo planteado por la empresa, amenazando incluso con “romper las negociaciones” si no había ningún acercamiento.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Parece que las presiones sindicales han surtido efecto en los miembros directivos de Navantia, según lo emitido en el comunicado conjunto por parte de los centros durante este viernes.

Durante el miércoles, la representación sindical de trabajadores dejó clara sus pretensiones en cuanto a la recuperación económica del colectivo de empleados de Navantia, sin desviar ni un ápice las posturas iniciales en cuanto a jubilaciones o rejuvenecimiento de la plantilla. Con ello, consiguieron una nueva propuesta por parte de la naviera, que se traducía en un incremento salarial del 1,5% desde el 1 de Enero de 2018, al que habría que sumar un 0,25% desde Julio de 2018. Además, la subida, con carácter retroactivo, acarrearía también la subida de un 1% para los años 2016 y 2017 y un 0,20% ligado a productividad. A todo ello, habría que unir las salidas anticipadas, que se reduciría a los 61 años cumplidos para los trabajadores en 2019 y 2020, así como el 40% de entradas sobre el número de salidas en la compañía.

Tras un receso, la misma fue contestada por parte de la representación sindical de trabajadores. En su nueva propuesta, los trabajadores añadieron a lo propuesto por la empresa lo estipulado en los Presupuestos Generales del Estado, de 1% de recuperación por cada año (2018, 2019, 2020 y 2021). Además, en el apartado de salidas anticipadas, pidieron las salidas anticipadas para los trabajadores de 61 años cumplidos en (2019, 2020, 2021 y 2022). Por otro lado, en el apartado de incorporaciones, pidieron que se garantizara el 75% de entradas indefinidas más la entrada del 25% restante de las salidas anticipadas.

A todo ello también habría que sumar el apartado de plazas de ascenso en los centros de trabajo, así como convocatorias de promociones desde Enero de 2019, según pidieron los trabajadores. Una propuesta que será estudiada la próxima semana por parte de la compañía, cuando se vuelvan a reunir en el mismo lugar durante los 3 y 4 de Diciembre.

 

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD