El Consejo de Gobierno ha tomado conocimiento de la actualización del estudio sobre recursos asistenciales elaborado por la Consejería de Salud y Familias ante un posible escenario de 9.000 pacientes afectados por Covid-19 en Andalucía.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Según este estudio, la comunidad autónoma registraría un total de 3.384 hospitalizaciones y 616 pacientes en la UCI; ante esta situación todas las provincias estarían preparadas para asumir dicha carga asistencial con distintos planes de contingencia elaborados en función de los recursos de cada zona.

Estas previsiones se han calculado de acuerdo con la proyección epidemiológica que se está produciendo en Andalucía, al igual que las tasas actuales de hospitalización y UCI en cada provincia. Además, se ha introducido como nueva variable el porcentaje de ocupación por pacientes no Covid-19, tanto en las unidades de hospitalización como en UCI.

PUBLICIDAD

En un análisis más detallado, en Almería se contempla un escenario de 145 hospitalizaciones y 27 pacientes en UCI. De este modo, con un índice del 40,3% de pacientes no contagiados ingresados habría disponibilidad de 846 camas de hospitalización y con un índice de ocupación del 20,3% de pacientes no contagiados habría disponibilidad de 37 camas UCI públicas. A todo ello, se sumarían la disposición de 99 dispositivos de respiración asistida. En resumen, llegado dicho escenario se activarán los planes de contingencia específicos de los distintos centros asistenciales en función de las necesidades y presión epidemiológica, contando para ello con la red de recursos públicos de la provincia.

En Cádiz se contempla un escenario de 290 hospitalizaciones y 51 pacientes en UCI. De este modo, con un índice del 50,2% de pacientes no contagiados ingresados habría disponibilidad de 895 camas de hospitalización y con un índice de ocupación del 31,2% de pacientes no contagiados habría disponibilidad de 52 camas UCI públicas. A esto se sumarían la disposición de 224 dispositivos de respiración asistida. En resumen, llegado dicho escenario se activarán los planes de contingencia específicos de los distintos centros asistenciales en función de las necesidades y presión epidemiológica, contando para ello con la red de recursos públicos de la provincia.

En Córdoba se contempla un escenario de 393 hospitalizaciones y 51 pacientes en UCI. De este modo, con un índice del 44,6% de pacientes no contagiados ingresados habría disponibilidad de 860 camas de hospitalización y con un índice de ocupación del 28,5% de pacientes no contagiados habría disponibilidad de 45 camas UCI públicas. A esto se sumarían la disposición de 88 dispositivos de respiración asistida. En resumen, llegado dicho escenario se activarán los planes de contingencia específicos de los distintos centros asistenciales en función de las necesidades y presión epidemiológica, contando para ello con la red de recursos públicos de la provincia. Además, en este caso se activaría la transformación del 15% de las camas de reanimación (UPAR) en camas de UCI.

En Granada se contempla un escenario de 755 hospitalizaciones y 120 pacientes en UCI. De este modo, con un índice del 39,7% de pacientes no contagiados ingresados habría disponibilidad de 1.124 camas de hospitalización y con un índice de ocupación del 37,9% de pacientes no contagiados habría disponibilidad de 62 camas UCI públicas. A esto se sumarían la disposición de 171 dispositivos de respiración asistida. En resumen, llegado dicho escenario se activarán los planes de contingencia específicos de los distintos centros asistenciales en función de las necesidades y presión epidemiológica, contando para ello con la red de recursos públicos de la provincia. Además, en este caso se activaría la transformación del 50% de las camas de reanimación (UPAR) en camas de UCI.

En Huelva se contempla un escenario de 132 hospitalizaciones y 30 pacientes en UCI. De este modo, con un índice del 43,6% de pacientes no contagiados ingresados habría disponibilidad de 571 camas de hospitalización y con un índice de ocupación del 15,3% de pacientes no contagiados habría disponibilidad de 41 camas UCI públicas. A esto se sumarían la disposición de 58 dispositivos de respiración asistida. En resumen, llegado dicho escenario se activarán los planes de contingencia específicos de los distintos centros asistenciales en función de las necesidades y presión epidemiológica, contando para ello con la red de recursos públicos de la provincia.

En Jaén se contempla un escenario de 400 hospitalizaciones y 76 pacientes en UCI. De este modo, con un índice del 35,4% de pacientes no contagiados ingresados habría disponibilidad de 872 camas de hospitalización y con un índice de ocupación del 27,1% de pacientes no contagiados habría disponibilidad de 32 camas UCI públicas. A esto se sumarían la disposición de 64 dispositivos de respiración asistida. En resumen, llegado dicho escenario se activarán los planes de contingencia específicos de los distintos centros asistenciales en función de las necesidades y presión epidemiológica. Además, en este caso se activaría la transformación del 40% de las camas de reanimación (UPAR) en camas de UCI. También se contaría con la disponibilidad de camas UCI y de reanimación UPAR de centros privados.

En Málaga se contempla un escenario de 724 hospitalizaciones y 152 pacientes en UCI. De este modo, con un índice del 61,9% de pacientes no contagiados ingresados habría disponibilidad de 953 camas de hospitalización y con un índice de ocupación del 45,7% de pacientes no contagiados habría disponibilidad de 114 camas UCI públicas. A esto se sumarían la disposición de 281 dispositivos de respiración asistida. En resumen, llegado dicho escenario se activarán los planes de contingencia específicos de los distintos centros asistenciales en función de las necesidades y presión epidemiológica. Además, en este caso se activaría la transformación del 40% de las camas de reanimación (UPAR) en camas de UCI.

Por último, en Sevilla se contempla un escenario de 545 hospitalizaciones y 109 pacientes en UCI. De este modo, con un índice del 54,3% de pacientes no contagiados ingresados habría disponibilidad de 1.629 camas de hospitalización y con un índice de ocupación del 40,4% de pacientes no contagiados habría disponibilidad de 132 camas UCI públicas. A esto se sumarían la disposición de 337 dispositivos de respiración asistida. En resumen, llegado dicho escenario se activarán los planes de contingencia específicos de los distintos centros asistenciales en función de las necesidades y presión epidemiológica.

FUENTE: Junta de Andalucía

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD