Desde EQUO nos sumamos a la huelga feminista convocada para el próximo 8 de marzo por las organizaciones y movimientos feministas de todo el estado. Por eso animamos a secundar la huelga (tanto laboral, como de cuidados), los paros y por supuesto acudir a las concentraciones convocadas en Puerto Real, el miércoles 7 a las 12:00 horas en la Plaza Rafael Alberti, y a las 18:00 horas en la Plaza de Jesús con posterior proyección, en el Centro Cultural San José, del vídeo “Nombrando mujeres”.

En EQUO creemos en una sociedad igualitaria, que vaya más allá de las palabras y las intenciones y que necesita compromiso y acción. Desde la Red EQUO Mujeres indican y hacemos propia la siguiente declaración: “Motivos no nos faltan para sumarnos, porque nos queremos vivas, porque estamos hartas de asumir trabajos precarios y remuneraciones inferiores, porque queremos políticas que aseguren nuestras libertades y derechos, por nuestra dignidad. ¡Si paramos todas, paramos todo!”

 ¡Si paramos todas, paramos todo!

La Red EQUO Mujeres apoya la convocatoria del movimiento feminista que llama a la huelga general de las mujeres el próximo día 8 de marzo. La apoyamos el año pasado, en su primera convocatoria, y en esta ocasión la respaldamos nuevamente participando de forma activa en los grupos de trabajo constituidos a nivel territorial y estatal.

La iniciativa fue presentada  públicamente el domingo 14 de enero en Zaragoza por organizaciones del movimiento feminista de toda España. Durante la reunión, que aglutinó a más de 400 participantes, se trabajó de forma horizontal y participativa un manifiesto conjunto y representativo de  las reivindicaciones de todas las mujeres frente a la violencia, las agresiones, los prejuicios y las actitudes machistas que soportamos día a día.

Del mismo modo, en la Red EQUO Mujeres hemos  decidido la adhesión de forma colectiva y consensuada entre nuestras integrantes, de promover y secundar la huelga planteada por el Movimiento Feminista.

Motivos no nos faltan para sumarnos, porque nos queremos vivas, porque estamos hartas de asumir trabajos precarios y remuneraciones inferiores, porque queremos políticas que aseguren nuestras libertades y derechos, por nuestra dignidad.

Además de la huelga laboral que podrán seguir  las compañeras con un trabajo remunerado, las mujeres llevaremos también a cabo una huelga dentro del ámbito doméstico y en relación al trabajo no remunerado y reproductivo,  que sigue recayendo mayoritariamente sobre nuestros hombros sin ningún tipo de reconocimiento ni compensación. Dentro del ámbito educativo, también habrá huelga de estudiantes y a nivel económico, huelga de consumo. Esta última, nos parece especialmente significativa para visibilizar nuestro rechazo al modelo de producción capitalista y a las políticas económicas neoliberales.

Invitamos a todas las mujeres a reconquistar  el carácter reivindicativo y el espíritu esencial del 8 de marzo. Una fecha, un día en todo el año, en que debería ponerse el foco de atención en denunciar  la desigualdad de género y  los delitos de odio contra las mujeres. Sin embargo, cada vez con más frecuencia observamos cómo el sistema tiende a neutralizar este espacio, absorbiéndolo  en el mercado y asimilándolo a  un festejo carente de sensibilidad crítica. La huelga es una forma de reapropiarnos de nuestro propio espacio y evitar su vaciado de contenido, una forma de resistencia y concienciación social, de sororidad y lucha colectiva. Y es nuestro grito de ¡BASTA! Basta de machismo, de violaciones y asesinatos por ser mujeres.

Nos negamos a producir, reproducir y consumir en el seno del patriarcado que nos maltrata. 

<Si nosotras paramos, se para el mundo>

FUENTE: EQUO Puerto Real

PUBLICIDAD