La parlamentaria andaluza y portavoz de Educación, Libertad Benítez, ha denunciado la práctica de la Delegación de Educación en Cádiz que ha dejado sin cubrir 900 de las 1.175 solicitadas por los equipos de orientación educativa, tal como ha destapado el sindicato USTEA. “Es una vergüenza que la Delegación de Educación haya dejado pasar prácticamente todo el trimestre para no cubrir las 900 horas de atención al alumnado con necesidades educativas”.

En este sentido, la portavoz de Educación en Andalucía, ha manifestado la “indignación que sentimos desde Podemos Andalucía ante la falta de sensibilidad y de compromiso del Gobierno andaluz, y en concreto, de la delegada Remedios Palma con el alumnado que más atención necesita”.

“En la provincia de Cádiz,  los recortes en Educación se están cebando con este alumnado”, aseguró Benítez que recordó que hace tan sólo una semana, “también tuvimos que destacar, gracias a la denuncia de USTEA, el caso de un pequeño de tres años con insuficiencia renal crónica (IRC) que sólo puede ir a clase dos horas en su centro en Jimena, por falta de personal”.

Para la responsable de Educación de Podemos Andalucía, “esta práctica de dejar meses y meses sin atender al alumnado que más lo necesita demuestra, en primer lugar, que el aumento de los Presupuestos en Educación es ficticio, y que la preocupación por mejorar la Educación, es puro postureo”.

Ante esta situación, “en Podemos Andalucía siempre hemos apostado por mejorar la calidad de la atención educativa de estos menores, mejorando también las condiciones laborales de las trabajadoras”, algo que pasa “irremediablemente” por “revertir la externalización de este servicio, tan esencial para la integración del alumnado, y por aumentar la inversión para la mejora de la atención a la diversidad en Andalucía”.

Así las cosas, Benítez insistió en rescatar “nuestra propuesta de Ley del 5% porque, ante estos casos, consideramos que es urgente y necesario que se apruebe de una vez por todas”.

Tres centros afectados en Puerto Real

Desde USTEA-CÁDIZ han pedido a la Junta de Andalucía que estos puestos de centros públicos los ocupen personal laboral contratado mediante convocatoria pública y con la garantía del requisito de una formación específica como Profesionales Técnicos de Integración Social (PTIS). A esto el sindicato añade que “nuestra denuncia a la práctica habitual de externalizar el servicio a empresas privadas sin que medie un criterio claro a la hora de asignarlas a un centro concreto y no a otro. También se desvía la papeleta hacia la Consejería, esta mira hacia otro lado, pues parece tener otras prioridades presupuestarias. En todo caso, se debería presionar cada día para cubrir estas necesidades desde el servicio de Planificación Educativa de Cádiz ante esta situación insostenible”.

En Puerto Real hay tres centros afectados según el sindicato, el CEIP Elvira Lindo, el CEIP Reyes Católicos (que cuenta con alumnado invidente y dos autistas en la misma clase) o el CEIP Río San Pedro, en donde cursa sus estudios un niño con espina bífida sin profesional durante dos horas al día.

FUENTE: Podemos Cádiz