La Agrupación Provincial de Europa Laica ha manifestado su rechazo al nombramiento de “Plaza Nuestra Señora de Lourdes” al lugar frente a la estación de Ferrocarril de Puerto Real. 

Imponer denominaciones religiosas a espacios públicos es una vulneración de la separación Iglesia-Estado que choca con la obligatoria aconfesionalidad de las administraciones públicas, recogida en el art. 16 de la Constitución Española.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

La sociedad española está muy secularizada. Según el último barómetro de enero, del Centro de Investigaciones Sociológicas -órgano oficial- apenas un 9,8 % de la sociedad española es religiosa practicante frente a un 26,3 % de ateos y no creyentes. Aunque el porcentaje de creyentes en una determinada religión/ideología fuera el 99 %, las administraciones públicas no pueden imponerla a toda la sociedad, de otra manera nos convertiríamos en una teocracia/dictadura…. como, tristemente, ha tenido que sufrir, en el pasado, el pueblo español.

Solicitamos al Pleno Municipal que resista las presiones de los lobbys religiosos que, en su afán de evangelización (adoctrinamiento), quieren imponer a toda la sociedad normas y figuras que son privativas de ellos.

FUENTE: Cádiz Laica

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD